Razones para elegir Nefrología como especialidad

Josep M Cruzado, MD, PhD Head, Nephrology Department President, Research Committee Hospital Universitari de Bellvitge Associate Professor Medicine, University of Barcelona

Josep M Cruzado, MD, PhD

El próximo mes de abril los jóvenes médicos que han realizado el examen MIR de este año 2016 van a escoger, entre una amplia oferta, una especialidad para formarse y desarrollarse profesionalmente. Entre estas especialidades está la nuestra, Nefrología, que no es precisamente en la actualidad una de las más cotizadas. Resulta interesante hacer el ejercicio de preguntarse por qué un candidato MIR debería escoger Nefrología.  Más allá de la vocación, existen factores  tangibles que pueden resultar de interés:

  1. La enfermedad renal crónica (ERC) es una patología muy prevalente en estadios tempranos y que en su forma avanzada no para de crecer y consume muchos recursos sanitarios.  Hasta ahora la Nefrología ha sido una especialidad puramente hospitalaria. Es necesaria la implantación de estrategias de prevención de la progresión de la ERC en la Medicina Primaria con el objetivo de disminuir el número de pacientes que requieren tratamiento renal sustitutivo. Para llevarlo a cabo con éxito va a precisarse un trabajo conjunto entre el médico de familia y el nefrólogo.  Por tanto, el modelo asistencial debería considerar ampliar el radio de acción de la especialidad hacia la primaria. Esto sólo se puede llevar a cabo contratando más nefrólogos.
  2. La nefrología intervencionista va a desarrollarse en los próximos años.  La falta de dimensionado de los equipos de Nefrología explica la progresiva descapitalización de los procedimientos intervencionistas propios de la especialidad. El paradigma sería la biopsia renal, aunque también se ha visto afectada la colocación de catéteres para hemodiálisis y diálisis peritoneal.  Un entorno cada vez más competitivo demanda agilidad en la realización de estos procedimientos. Algunos Servicios de Nefrología han creado ya unidades de Nefrología Intervencionista para atender esta necesidad.
  3. El diagnóstico y el tratamiento de las enfermedades glomerulares va a experimentar un cambio muy significativo.  Después de muchos años de cambios menores, el diagnóstico y el tratamiento de las enfermedades glomerulares está experimentando un enorme progreso. Las nuevas herramientas de análisis molecular, al igual de lo sucedido en el tratamiento del cáncer, se están aplicando en este campo. Ello va a permitir la aparición de nuevos tratamientos con dianas específicas para en tratamiento de estas enfermedades. Además el campo de la autoinmunidad se encuentra en plena efervescencia de nuevos tratamientos.
  4. El fracaso renal agudo es un problema de primera magnitud en las unidades de críticos. Existen países donde los staff de UCI incorporan nefrólogos para minimizar esta complicación y para planificar su tratamiento, incluyendo las técnicas de diálisis continua.
  5. Las técnicas de diálisis domiciliaria y los dispositivos portátiles pueden desarrollarse en los últimos años.  El autocuidado del paciente es fundamental en la patología crónica y, en este aspecto, el margen de mejora es muy amplio. En este campo la innovación tecnológica es muy importante y, a medio plazo, es previsible la implantación de dispositivos portátiles de diálisis continua. Existen también muchos pacientes con insuficiencia cardiaca refractaria a diuréticos que precisan de apoyo nefrológico mediante técnicas de ultrafiltración para prevenir la congestión que acaba descompensándolos.  El apoyo nefrológico va a resultar fundamental en las unidades de insuficiencia cardiaca.
  6. El trasplante renal se ha consolidado como tratamiento de elección para la sustitución de la función renal. En los próximos años va a extenderse el trasplante renal de donante vivo, van a desarrollarse nuevas estrategias de monitorización de la respuesta inmune para permitir una inmunosupresión a la carta y el objetivo principal no va a ser tanto la prevención del rechazo agudo como el prevenir las complicaciones para mejorar la supervivencia.
  7. La medicina regenerativa, que se encuentra en fase inicial, va a experimentar importantes avances en los próximos años.  A corto plazo, los nuevos conocimientos sobre la capacidad regenerativa del riñón adulto van a ser aplicados para prevenir la progresión de la ERC.

Estas son, en mi opinión, algunas de las razones que hacen previsible la revitalización de una especialidad joven como la Nefrología. Para llevarlo a cabo con éxito es imprescindible la contribución de jóvenes nefrólogos.


Agradecemos al Dr. Josep M Cruzado la autorización para reproducir esta entrada inicialmente publicada en el blog “Nefrociència”

2 comentarios

  • Jose Luis Conde Olasagasti

    Sin restar importancia a lo señalado por el Dr.Cruzado hay una razón de carácter general y valor mayor para elegir Nefrología
    La amplitud y variedad de conocimientos, destrezas y habilidades clínicas requeridos para ser nefrólogo le configuran como el tipo de especialista cuya condición de MEDICO destaca sobre otras especialidades y le hace acreedor de consideración y respeto entre sus colegas y de cariño entre sus pacientes. Esto no es casual, procede de la compleja morbilidad causa y consecuencia de las enfermedades renales y sobre todo del papel del nefrólogo como supervisor y cuidador del enfermo renal crónico a lo largo de toda su vida.
    Esa condición,infrecuente en otras especialidades médicas, proporciona unas habilidades clínicas y relacionales que hacen del nefrólogo un médico integral con un plus de excelencia como el que la sociedad hoy exige al denominado nuevo profesionalismo médico

  • me gustaria conocer que es una consulta monografica

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload the CAPTCHA.